El día de las madres es la segunda fecha más importante del año para las marcas, este 10 de mayo encontramos las redes inundadas de GiveAways y otras dinámicas para consentir a todas las jefas de familia. Cada vez es más común que las marcas integren menciones de influencers en sus estrategias.

Lo interesante es que existen muchas alternativas de influenciadoras en la industria de la moda y el estilismo, pero aún hay mucha oportunidad de desarrollar influencia en temas de maternidad y familia. Para construir una carrera como influencer se requiere de constancia y algo más. Esa chispa extra no puede obtenerse con una fórmula secreta, es el resultado de determinación y constancia.

Mensaje curado

Un ejemplo de posicionarse en el segmento de influencia para mamás es Sissy Garza, esta regiomontana que empezó lanzando retos fitness, tiene una gran comunidad de seguidoras que también la consumen a través de televisión por cable. El secreto de Sissy es saber elegir sus contenidos audiovisuales que le dan como resultado una imagen impecable. Una de sus gracias es mostrar sus imperfecciones y ganar adeptos, en algunas ocasiones recibe comentarios haters cuando muestra su vientre afectado por las estrías del embarazo, pero esto solo le ayuda a ganar más fans.

Ideas positivos

El mundo digital está lleno de mensajes en diferentes tonos, sin embargo para empatizar con marcas del segmento mamás hay que tener algo positivo que compartir, un ejemplo puede ser Regina Carrot quien se inició compartiendo cápsulas de inteligencia emocional, como muchos influencers la definen su tono de voz, el uso de emojis y una señal particular con las manos que ella misma se ha creado. Otro punto interesante es que Regina ha sabido capitalizar su empatía con mamás de adolescentes por el contenido de sus historias, siempre es bueno enfocarse en un segmento.

Comunicación consistente

Para estar vigente además se necesita de constancia, de esto Adriana Huerta te puede dar algunas lecciones, esta mamá no siempre tiene escenarios producidos, a veces comparte sus contenidos desde Times Square y luego desde su automóvil, su influencia se centra en el mensaje jovial. Las seguidoras de Adriana suelen valorar su frescura al decir un chiste o una anécdota, sin olvidar que su carrera como diseñadora la ha llevado a foros internacionales, una moraleja para valorar en cualquier tipo de influencer.

Visión Global

Para las marcas es bueno tener influencers locales, pero si se quiere tener una vida productiva como marca persona es mejor recurrir al caso de Martha Stewart, quien a lo largo de más de dos décadas ha logrado influir en las preferencias de compra de miles de consumidoras en los Estados Unidos, incluso creando su propia línea de productos. Una empresaria con todas las letras.

Todas estas influyentes mamás son un buen ejemplo para cualquiera que busque lanzarse como marca en el marketing de influencia. Recomiendo analizar bien el mercado y evitar hacer lo que todos hacen, ¡Échenle innovación! Felicidades a todas las mamás marketeras.